1988

¿Has conocido a un pequeño diablillo vestido con pieles, loco por la nimiedad y totalmente fuera de control? Tras un exorcismo, la vida del padre Maurizio se vuelve caótica por culpa de Giuditta, un pequeño diablillo que se escapó del infierno y ansía descubrir el mundo. Una graciosa comedia de errores con Benigni y Matthau.

Soy el pequeño diablo

La tercera película dirigida por el comediante toscano Roberto Benigni junto con Walter Matthau: una “pareja dispareja” en una comedia de errores. ¿Has conocido a un pequeño diablillo vestido con pieles, loco por la nimiedad y totalmente fuera de control? El padre Maurizio debe exorcizar un demonio de una mujer. El diablo no quiere regresar al infierno y, como un niño que no sabe nada del mundo, imita todo y a todos a su alrededor. Este diablillo amante de la diversión se apega al padre Maurizio, dándole vuelta la vida y creando una serie de humor, como la escena con los sacerdotes que están cenando en un restaurante en Roma y el evento de moda en una iglesia. Cuando se enamora de una hermosa y sensual chica llamada Nina, el pequeño diablillo, que nunca ha visto a una mujer desnuda, disfruta de una noche de amor apasionado con Nina. Pero Nina también es un diablo enviado para atraer al pequeño diablillo y llevarlo de vuelta al infierno.

Fecha de estreno:

1988